El bebé y el mundo 3D

Al llegar al quinto mes el bebé ha aprendido a estirar sus manitas para agarrar un objeto. Seguidamente lo manipula. Sus ojos se entretienen pasando por todo el objeto y su interés va en aumento según mejora su poder de concentración.Los ojos informan a sus manitas: ¡hay algo nuevo! e inmediatamente se pone en acción para investigar el mundo que lo rodea.El desarrollo de la coordinación entre la vista, el tacto y el movimiento es la base para la formación de la visión en tres dimensiones. Es muy importante el período de establecimiento crítico; si no se consiguen las conexiones neuronales precisas durante el primer año de vida, el niño no tendrá nunca, por mucho que lo intentemos, sensación de profundidad.Los ratos en que el bebé está alegre y descansado, juega con él mostrándole distintos juguetes. Preferentemente de goma blandita para que los pueda manipular y note cómo cambian de forma cuando los aprieta. Utiliza colores vivos para llamar su atención, ahora se están formando en la retina las células nerviosas responsables de la percepción del color.Procura dejarle algún juguete en su cuna para que, en los momentos en los que está despierto, pueda agarrarlo y mirarlo, le resultará entretenido observarlo desde distintos puntos de vista. Ahora comprueba que las cosas tienen parte de delante y otra parte al lo que le hace llegar al conocimiento del volumen, y esto es, en definitiva, la percepción en tres dimensiones.No sólo ha de verlo sino que necesita experimentarlo a través del tacto, la boca y el movimiento. Proporciónale muchos juguetes, pero que los pueda tomar en sus manitas. Un oso de peluche muy grande le es imposible de manejar.Diez reglas de oro para la selección de sus juguetes:1. Busca objetos que quepan en sus manitas
2. Preferentemente con algún sonido.3. Sin pinturas tóxicas.4. Imposibles de romperse o desprenderse alguna de sus partes.5. Juguetes de diferentes texturas y materiales que sean fáciles de lavar.6. Sin bordes ni aristas.7. De colores vivos.8. Juguetes con volumen.9. Juguetes que estimulen el tacto, el oído y la vista.10. Juguetes con profundidad en los que pueda introducir su dedito para experimentar y descubrir la tercera dimensión.Es importante la manipulación de objetos para que experimente su volumen y se pueda formar la visión tridimensional. Aprovecho hacer hincapié en realizar un TAMIZ OCULAR NEONATAL desde el primer mes de vida, ya que si el bebé presenta alguna anomalía en la visión desde el nacimiento, podremos detectarlo a tiempo y ayudar a un desarrollo visual saludable.

¿Necesitas una valoración?

CERTIFICACIONES